La educación sexual la entendemos como algo más que enseñar los órganos reproductivos, métodos anticonceptivos, la prevención del embarazo en la adolescencia, prevención en contraer enfermedades,etc. Entendemos que educar en sexualidad, es enseñar a tomar decisiones, a tener confianza en nosotros mismos, a no depender y poner límites, a ser asertivos, a ser empáticos, a cuidar de la pareja y de nosotros mismos, a conciliar nuestra vida familiar y personal, a cuidar de los hijos… es decir la educación sexual entendida como un comportamiento más del ser humano, con multitud de factores culturales, personales y familiares, que habría que abordar de una manera más completa. Os dejamos una introducción: